Es difícil en estos días hacerse un tatuaje sin que se parezca al de otra persona. Pero la tatuadora ucrania Rita “Rit Kit” Zolotukhina ha encontrado una solución con estos delicados tatuajes de“huellas botánicas”. Como puedes ver en las fotos, el resultado es ciertamente único.

La idea nació del sencillo deseo de sentirse más conectada a la naturaleza. “Soy una amante de la naturaleza,” dijo la tatuadora a Illusion Magazine. “Y la mayoría de mis obras están relacionadas con la flora. Pero cuanto más dibujaba, más quería algo que fuera fresco y natural, sentirlas plantas sin nada en medio.” La tatuadora moja auténticas flores y hojas en tinta de plantilla y los coloca sobre la piel del cliente. El proceso forma una delicada huella parecida a la de un fósil, preservando la forma de la hoja o flor para siempre sobre el cuerpo.

Si estás buscando un tatuaje que sea algo diferente, quizá podrías probar esto.

Publicado: 9 de Mayo de 2016